Konvergencias, Filosofía y Culturas en Diálogo.

ISSN 1669-9092

Número 5 Año II Diciembre 2003/Enero 2004

 

portada

 

 

 


 

 

CIENCIA, ÉTICA, SOCIEDAD.

Oscar Fernández (Venezuela)

 


 

 

 

 

·         La publicidad utilitaria de la tecnología reafirma la creencia positiva en la ciencia y la valida en el ámbito socio-cultural como una cuasireligión.

·         La ciencia es aceptada en cuanto a culto a la verdad. Sin embargo no deja de generar desconfianza pues su lenguaje no es afable.

·         El ser humano (no científico) acepta la ciencia a regañadientes, y como no la entiende o la entiende poco, no la cuestiona de forma directa; pero no se conecta, no se hace partícipe.

·         La ciencia y la tecnología revisten un carácter de mutabilidad, que se contrapone al conservadurismo innato de las culturas no urbanas.

·         La tradición es sinónimo de estabilidad, de permanencia, de equilibrio… “Alguien diría que es intentar retornar al útero”.

·         A pesar de que el que hacer científico-Técnico simboliza transformaciones constantes; el científico como tal tiende a ser conservador, cuestiona poco el origen y el sentido de lo que hace, pues cree (tiene fe) en el sentido mismo de la ciencia, su ciencia.

·         El científico no queda inmune a la visión mágico-religiosa de la ciencia; pero a diferencia del lego, éste se cree más cercano a la fuente de la magia. Sintiéndose de este modo poseedor de un poder especial.

·         La cercanía a dicha fuente de magia le da al científico poder, pero a la vez lo hace vulnerable y predecible pues se convierte este en el promotor principal del culto tecno-científico y en consecuencia su visión paradigmática se hace muy limitada.

·         El científico es el Supremo sacerdote de la Ciencia.

·         “Los científicos son herederos del temor y el odio que en otrora se les tenía a los heréticos, los infieles, los gitanos, los judíos, las brujas y los magos”. (Oscar Handlin).

·         ¿Son los científicos víctima o victimarios de la herencia cultural de la magia?

·         Qué tan lejos está el mago y/o brujo del científico actual?

·         ¿Por qué Newton y otros grandes científicos de su época eran practicantes de ciencias ocultas como la alquimia?

·         ¿Por qué el nombre de ciencias ocultas y no otro que no involucre la expresión “Ciencias”?

·         El temor al monstruo de Frankestein  persiste.

·         Ahora el posible monstruo se presenta a través de la manipulación genética por medio de: la clonación, plantas transgénicas, animales transgénicos, fármacos transgénicos, terapia génica, etc.

·         “El lenguaje es un sistema de citas” (Jorge Luis Borges).

·         Amo las razones que hacen del tacto un respiro.

·         “Pues el miedo es sentimiento innato y primordial en el hombre; por el miedo se explican todas las cosas, el pecado original y la virtud original. Mi virtud, también ella ha nacido del temor: se llama Ciencia.

                   Pues el temor de los animales salvajes es ese temor que el  hombre ha conocido durante más tiempo, comprendiendo en esto también el del animal que el hombre oculta y teme en el mismo- Zaratustra le llama la bestia interior” (Federico Nietzsche; Así habló Zaratustra).

·         Para un científico social empírico (experimental) las matemáticas legitiman en cierto modo su mentira; aún cuando sus parámetros no sean los más indicados. ( Las encuestas políticas, por ejemplo.)

·         La ecoética rebasa las dimensiones de las: micro, meso y macroética, replanteando la necesidad de la existencia y mostrándonos una nueva perspectiva. “La visión geocéntrica de la vida”.

·         Cada quien es libre de decidir que hacer con su vida. Pero si esta decisión afecta a otras personas que no consienten este fenómeno; (como cuando alguien fuma frente a otros no fumadores). Entonces esta persona atenta contra los derechos bioéticos de los demás.

·         “Toda nuestra vida es como un reloj de arena que sin cesar es vuelto hacia abajo y siempre vuelve a correr de nuevo; un minuto de tiempo, durante el cual todas las condiciones que determina la existencia vuelven a darse en la órbita de tiempo”. (Eduardo Ovejero y Maury).

·         Justificamos nuestra existencia haciéndonos creer a nosotros mismos que importa lo que hacemos.

·         Es azarosa la esperanza navegante. Son azarosos los genes de los padres en sus combinaciones mágicas, y es azaroso el ambiente que recibe al producto de tanta aleatoriedad. ¿Es entonces azarosa la vida? ¿Existe un sentido mínimo detrás de tanto azar?

·         ¿Cómo se conjugan la inteligencia genética  y la razón humana?

·         Pregunta para los genes de Einstein “¿Si Dios no juega a los dados, entonces a que juega?”

·         ¿Es el azar consecuencia invitable del orden preexistente? ¿Segunda ley de la termodinámica? ¿Y los seres vivos qué?

·         ¿Cuál sería la probabilidad de que nuestras probabilidades sean poco o nada probables desde otra lógica? No me refiero a la posibilidad de que un evento ocurra o no; sino a que su valoración y/o significación sean distintos a los esperados usualmente.

·         Las tendencias políticas se parecen a las posturas religiosas en las cuales una cree ser dueña de la verdad.

·         En la política el voto es el cáliz de salvación.

·         En a política el voto no sólo es un acto cívico; es también un acto de fe.

·         La fe y/o doctrina es una excusa sociológica para separarnos.

·         En esta nueva civilización que estamos creando la diferencia debería ser símbolo de unión, de complemento.

·         A veces lo bueno es éticamente malo y lo malo es éticamente bueno.

·         Nuestros modelos morales se parecen a los baqueros de sombrero blanco de los filmes del oeste norte americano; o los superhéroes como Superman.

·         También las telenovelas crean valores.

·         ¿Qué pasaría si a través de estos medios promoviéramos valores de solidaridad: como el antirracismo, (y cualquier valor antidiscriminatorio), la donación de órganos, el respeto de las normas de transito, el amor a la familia, etc.?

·         La respuesta es sencilla: la gente ya no vería novelas.

·         Las patologías son vías de escape de lo ético y/o cívico.

·         La mentira siempre es necesaria.

·         El temor excesivo a la equivocación a la imperfección, es equivalente al temor a Dios; que hace de los fanáticos religiosos unos autómatas sin criterio propio.

·         En consecuencia mentir es una virtud divina.

·         La magia milenaria hoy día se expresa a través de sus conductos:

a)     Ciencia (magia legítima)

b)     Esoterismo (astrología, numerología, etc.)

c)     Política y economía (magia ideológica)

d)     Cultos religiosos, sectas místicas, fanáticos a los deportes, a los juegos a los artistas, etc; (magia cultural).

e)     Orinoterapia, cristaloterapia, musicoterapia, aromaterapia, etcéteraterapia (mágicoterapia). En fin cualquier elemento o conjunto de éstos; que hagan de lo mágico un ente activo en la vida cotidiana, son en definitiva signos de la existencia de creencias humanas que traspasan los límites de la lógica clásica.

·         Nada escapa de la magia. Pues aún la no creencia en nada es creencia, es decir, no creer en nada significa creer en el no creer. Y eso ya representa un esfuerzo de fe y un convencimiento.

·         En tal sentido nadie escapa a lo místico.

·         En muchos casos los brujos son mejores terapistas que los sicólogos, los psiquiatras y los sacerdotes.

·         Para un escritor la imaginación y la realidad a veces se confunden; y se llega a un punto en el que a un recuerdo no se le conoce su origen: “no se sabe a ciencia cierta si lo vivió, se lo contaron, lo soñó o lo imaginó”. Pero en definitiva que importa si es una u otra cosa, al fin es un recuerdo y como tal merece ser vivido.

·         En el rincón de los recuerdos todos los orígenes se encuentran.

·         Y algunos se preguntan ¿por qué los ancianos rememoran tanto?

·         El recuerdo es pasado y este dura mucho más que el presente. Por lo tanto recordar es hacer del pasado un continuo presente.

·         Si los recuerdos son negativos a veces marcan vidas y frustran destinos; si son positivos a veces motivan y potencian vidas. El recuerdo es aprendizaje.

·         Es cierto que sin memoria viviríamos en un continuo comienzo de las cosas y no habrían cambios ni progresos. Pero ¿es nuestra memoria un testigo fiel de nuestras experiencias vividas?

·         ¿Podemos confiar siempre en nuestra memoria?

·         ¿Podremos siempre decir que lo recordado es realmente lo vivido: y no un sueño, una película o algo que alguien nos contó?

·         Si el mundo fuera reflejo fiel y exacto de lo que pensamos, ¿existe la posibilidad de que en él participaran opiniones distintas a nuestra propia conciencia?

·         ¿Es posible que lo no pensado también se dé?

·         ¿Es posible visualizar a un  mundo fuera de racionamiento humano?

·         ¿ El hombre creador de lo que existe; es también creador de lo que no desea?

·         ¿Y si no es el hombre responsable de toda su creación, entonces quién o qué lo es?

·         Alguien dirá que el hombre no es creador de una montaña, de un río, de un volcán y/o una tormenta; pero si es creador del calentamiento global, de la destrucción de los bosques, de la muerte sin razón y de la contaminación del aire.

·          No creó el hombre la atmósfera original pero si creó la actual.

·         No creó las montañas; pero si creó los rancheríos en los cerros.

·         No creó las catástrofes pero si pudo haber inducido algunas.

·         Obviamente el ser humano no es Dios pero ¿es demonio?

·         Según Popkewitz (1999): “Institucionalmente la psicología reemplazó a la filosofía moral para proporcionar un enfoque científico a la salvación del alma”.

·         El aprendizaje del alma es la apertura a nuevas experiencias.

·         “Cuando el discípulo está en disposición de aprender, entonces es aceptado, reconocido y admitido. Así debe ser, por cuanto encendió la lámpara y no puede estar oculta”. (Luz en el sendero. Mabel Collins).

·         “Sabe ¡0h! discípulo que quienes pasaron por el silencio y sintieron su paz y retuvieron su fortaleza, anhelan que también pases tú por él. Así pues, cuando el discípulo sea capaz de entrar en el vestíbulo de la sabiduría, allí encontrará siempre a su maestro”. (Luz en el sendero. Mabel Collins).

·         “El hombre mejor adaptado para progresar en ocultismo es el que en todo evita los extremos y aunque en lo principal se inclina a cierta modalidad de yoga, tiene un conocimiento general de las diferentes fases de la filosofía. Al fin, el hombre debe pulimentar todas las facetas de su carácter y por lo tanto no ha de desdeñar ninguna en el transcurso de la evolución. Así evitaremos el ver unilateralmente las cosas y nos liberamos del fanatismo, la estrechez, la obcecación y la intolerancia”. (Catorce lecciones sobre filosofía yogi y ocultismo oriental. (Yogi Ramacharaka)

·         Hay dos clases de hombres: el que está listo para aprender y el que está listo para enseñar.

·         Muchas veces el mejor discípulo se convierte en el mejor maestro, cuando descubre que su misión es ser un vehículo de la magia divina.

·         Muchas veces el mejor maestro se convierte en el mejor discípulo; cuando entiende que la enseñanza es solo otra dimensión de su propio proceso de aprendizaje eterno y divino.

·         Otra religión y/o culto del hombre por el hombre; es el culto al dinero.

·         El equilibrio en la vida es el centro de todo crecimiento; y el dinero no escapa a esta realidad.

·         El dinero no es pecaminoso, pero tampoco es el centro de todo. En tal sentido debe existir un relativo equilibrio entre el universo espiritual y el material.

·         El dinero es solo una expresión conciente de nuestra naturaleza material.

·         La ética materialista divide al mundo en pobres y ricos. La ética religiosa divide al mundo en justos e injustos. La ética de Dios no siempre responde a éstas  lógicas.

·         El problema no es creer o no creer; el problema es ¿Qué hacer con lo que creemos?

·         “La simplificación, la reducción, determinismo, el historicismo, la totalidad y la certidumbre no resultan hoy marcas suficientes para dar cuenta de la profusión y complejidad que le van siendo inherentes  los sucesos, eventos y acontecimientos que de tantos modos posibles (e imposibles) estrellan y se superponen constantemente” (Edgar Balaguera. La escuela enferma).

·         La ética profesional no debe ser una ética por y para el patrono. Debe ser una ética para la vida.

·         La paz es una palabra que sólo tienen sentido cuando existe la guerra.

·         El descuido es existencia y el error necesario.

·         Somos tan constantes y tan predecibles que los sicólogos nos clasifican en categorías, y aquel que crea que no pertenece a ninguna categoría; pertenece: “a la categoría de los incrédulos”.

·         La ciencia popular es ciencia divulgativa, cuya mayor expresión la vemos en los filmes de ciencia ficción.

·         Los cineastas de ciencia ficción se parecen a los científicos teóricos en que ambos parten de la realidad para crear algo que aún no es posible demostrar (más allá de los números).

·         El que no sueña se convierte en un obrero de sus propios pensamientos.

·         El reloj simbolizó el otrora paradigma mecanicista hoy día rigen varios paradigmas de modo simultáneo pero si nos atrevemos a buscar un símbolo tal vez este sea un computador (ordenador).

·         Y no es el proceso de cómputo lo que simboliza los nuevos tiempos; ya que estos pertenecen a la lógica binaria Aristotélica (a excepción de la lógica difusa aún en desarrollo en sistemas robóticas); sino la lógica virtual que viene de Internet.

·         Internet y su virtualidad son el nuevo paradigma.

·         Internet es tan plural y diverso que todavía nos preguntamos ¿cómo regular la ética en internet? Y mientras esto se piensa, internet marcha cada vez más rápido.

·         La cibercultura encierra un nuevo estándar de vida.

·         Y como en toda sociedad competitiva (Darwinismo social) hay quienes se adaptan mejor y más rápido a los cambios (Selección natural).

·         Ahora ¿es selección natural cuando el ser humano crea nuevas situaciones, nuevos sistemas, nuevas estructuras, nuevas reglas, etc. o deberíamos llamarla selección artificial?

·         Las despedidas no son tales y los reencuentros son sólo distracciones del tiempo.

·         Lo espiritual hace de lo plural algo natural.

·         La ciencia y el desarrollo tecnológico adquieren mayor importancia cuando son usados como propaganda política. Ejm: “La guerra de las galaxias”.

·         La ciencia también es objeto de discusiones éticas, sobre todo cuando la guerra es auspiciada y/o promovida por un supuesto progreso.

·         La paz a veces se disfraza de ciencia.

·         ¿Hay que destruir y matar para estar y ser mejores?

·         ¿Sólo tienen derecho a vivir los mejores? ¿Selección natural?

·         ¿Y quiénes son los mejores? ¿Cuáles son los criterios para esta selección?

·         “Mi perro: he dado mi nombre a mi sufrimiento, y le llamo perro: es fiel pero importuno e impúdico; es también divertido y tan listo como cualquier otro perro; y yo puedo apostrofarle y descargar sobre él mis malos humores: como hacen otros hombres con sus perros, con sus criados y con sus mujeres” (Federico Nietzsche; El Eterno Retorno).

·         La ética de las instituciones dicta una especie de patrón directriz del comportamiento humano; pero en definitiva no sabemos ¿qué justifica a qué?

·         ¿Es la institución la justificación del comportamiento humano; o es el comportamiento humano el que justifica la creación de instituciones?

·         ¿Son ambos? o ¿no es ninguno?

·         ¿Son  naturales las guías morales de instituciones como: la iglesia, la escuela, la fábrica, la milicia, la familia, la cárcel, el hospital y el manicomio, etc.?

·         Si no existieran las guías morales arriba expresas ¿cómo serían nuestras vidas:

a)     ¿Nos confesaríamos en las panaderías?

b)     ¿Estudiaríamos en los manicomios cualquier cosa (menos psicología y psiquiatría).

c)     ¿Haríamos excursiones a la cárcel?

  • Ciencia, religión y política son tres armas del mismo calibre.
  • Es típico de la religión político-popular; el hacerles creer a los fieles que el voto es la solución mágica a todos sus problemas.
  • El diablo del amor crea destrucción a través de una paz que necesita de la guerra ¿Es ésta la única lógica posible?
  • La lógica que mata en nombre del amor; es la misma que nos hace ver como normal y cotidiano lo desagradable y abominable.
  • ¿Es ésta cultura, nuestra cultura la promotora de la autodestrucción como modo/razón de vida?
  • H.G. Wells exclamó “Esta maldita ciencia es el mismo demonio. Si la forzáis, os ofrece dones, y tan pronto los tomáis, os hace pedazos de algún modo inesperado. Viejas pasiones y nuevas armas. Tan pronto trastornan vuestra religión, tan pronto trastornan vuestras ideas sociales. Tan pronto os arroja a la desolación y a la miseria” (Oscar Handlin).
  • Somos víctimas de nuestras propias creencias.
  • Creamos nuestros Dioses, nuestros demonios.
  • Somos esclavos de nuestras propias mentiras.
  • Mentiras que justifican nuestra existencia
  • ¿Qué sentido tendría la vida sin verdades supremas, sin metafísicas personales y sin personajes que quieren vivir más allá de su tiempo?
  • ¿Para qué se vive?
  • ¿Necesitamos de referentes/referencias para poder explicarnos a nosotros mismos?
  • ¿Es el objeto la explicación del sujeto?
  • ¿Si el objeto es la explicación del sujeto? Entonces; solo podremos entendernos luego de la creación del objeto no antes.
  • Pero si objeto y sujeto son la misma cosa, entonces existimos antes del objeto.
  • El objeto no puede ser ingenuo pues si lo es, también lo es el ser humano.
  • “Un ser integral conoce sin viajar, ve sin mirar, y realiza sin hacer”. (Lao-Tse)
  • La vida tiene sentido, sólo cuando se lo buscamos. El resto es mentira intelectual.
  • “¿Dónde se halla la sabiduría que hemos perdido con el conocimiento, donde se halla el conocimiento que hemos perdido con la información?” (T.S.Eliot).
  • La concepción estructural – funcionalista presta especial atención a la categorización de la sociedad. En tal sentido la pretendida sistematización, agrupa elementos comunes y los asocia en estamentos interpretativos a los cuales define como: indicadores, patrones, sistema sociales de programación del comportamiento humano, taxa, taxón, etc.; dichas clasificaciones se centran principalmente en la búsqueda de similitudes y/o elementos afines, dejando de lado antonímia o por otra parte establecen distinciones Aristotélica,  basadas en una lógica de opuestos llamada dialéctica en la cual las diferencias resultan irreconciliables. En ambos casos, en uno por la búsqueda de las regularidades (similitudes) o por la lucha de los opuestos (dialéctica), los resultados siempre responden a una misma lógica binaria y extremista.